Terapias con Adolescentes

Los padres y madres parecen estar desconectados, sin saber qué hacer y cómo entender lo que les ocurre a sus hijos e hijas, ni cómo pueden ayudarles.

 

¿Puede decirse que existe un mayor malestar y desmoralización en las familias que en otros tiempos?

 

Cada generación mantiene un pulso con la anterior y más tarde con la posterior, primero para crear nuevos escenarios y después para tratar de mantenerlos y protegerse de la incertidumbre.

 

Posiblemente en cada momento histórico se ha tenido esta misma percepción, aunque, parece ser que nos ha tocado vivir un cambio histórico especialmente importante.

 

Casos y situaciones, que nos resultan familiares y que necesitan respuestas y estrategias.

 

¿Podemos hacer algo para sacar a los niños y niñas del miedo, la soledad y el sufrimiento cuando lo necesitan?

 

Para lograr este objetivo, es necesario crear un marco de seguridad, confianza y paciencia.

 

A veces nos llaman padres que piden que alguien se haga cargo de sus hijos adolescentes porque no pueden ponerles límites en casa. No respetan los horarios. Llegan a casa cuando quieren. No se levantan a tiempo para ir a clase. No aparecen por el centro educativo y quieren dejar los estudios.

 

Las discusiones son continuas y violentas. Reconocen que perdieron el control de la situación..

 

Los padres sienten que no tienen un destino determinado, esperando que alguien los ayude a transformar el escenario familiar de sufrimiento diario en un lugar en donde poder convivir en paz, en donde encontrar algo de descanso, una tregua reparadora.

 

Hay excelentes niños que sufren ansiedad y fobias por su excesivo nivel de exigencia y perfeccionismo. Hay jóvenes que sienten miedo, que están asustados, que se sienten solos, que mienten y reaccionan agresiva o depresivamente. Hay chavales que piden atención, cariño y límites negándose a admitirlos. Sin embargo es sorprendente la capacidad de los jóvenes para ser capaces de sobrevivir en condiciones extremadamente adversas son perder la sonrisa. Sólo necesitan que los adultos pongamos a su disposición los recursos y estrategias adecuadas.

 

Desde nuestro equipo de profesionales, como "magos sin magia", damos respuestas concretas a algunas de las preguntas más habituales que se hacen los padres ante la conducta de los adolescentes.

 

 

Ansiedad ante exámenes

Consideramos importante dedicar un apartado a este aspecto, ya que es muy frecuente el número de adolescentes que sufren este trastorno, llegando incluso a producirse mareos y la sensación de quedarse bloqueado en el último momento, con pérdida de memoria real. Es necesario analizar los motivos que han llevado a esta situación, ya sea por un tipo de personalidad propensa a sufrir ansiedad, por una mala planificación , auto exigencia, perfeccionismo...

En la mayoría de los casos aconsejamos como complemento un curso en técnicas de relajación ante exámenes, así como en técnicas de estudio.

 

Acoso escolar.Bullying

 Es importante evaluar las quejas de algunos adolescentes que manifiestan que les molestan o acosan en el colegio, ya que les cuesta mucho decirlo por las amenazas que sufren y en algunos casos han llegado a casos muy extremos. Las repercusiones que pueden tener emocionalmente pasan por una depresión profunda, baja autoestima, fracaso escolar, miedo o incluso fobia al colegio... Facilitamos el hecho de detectar esta situación adecuadamente, así como prevenir estos síntomas . También consideramos de vital importancia dotar al adolescente de técnicas asertivas adecuadas y de habilidades sociales suficientes para que sepan actuar en estos casos y se sientan seguros y con alta autoestima.

 

Fracaso escolar

Muchos adolescentes dejan de estudiar, simplemente, se aburren y no entienden que en esta sociedad lo que está en los libros les sea útil, como dicen ellos. Otras veces es una forma de rebeldía, porque saben que así llamarán la atención de sus padres. Y otras, simplemente es un mal hábito que es necesario corregir junto con unas adecuadas técnicas de estudio y sobre todo, mucha motivación. Es necesario evaluar también, el nivel de autoestima, ya que muchas veces, tienen un auto concepto muy bajo de sí mismos y es aconsejable, crear un patrón de éxito gradual para que se sientan motivados

 

Problemas de conducta

Durante la adolescencia, se toman grandes decisiones que marcan la vida de los jóvenes para siempre. Es el momento de poner a prueba todas las enseñanzas de los padres, puesto que es la época de cuestionamientos y rebeldía.

Esos conflictos familiares y problemas de conducta muchas veces, esconden un profundo malestar que no saben cómo expresar. Es necesario evaluar cada caso en particular y determinar las causan que motivan esta conducta, así como realizar una intervención familiar para solucionar este tipo de problema, además de analizar otros factores como una adicción, obsesiones,...

 

Déficit de Habilidades Sociales. Nuevas Adicciones (móvil, internet...)

Relacionamos estos dos problemas en este apartado por la frecuencia de casos con estos dos problemas y por la estrecha relación que existe entre los dos. Muchos padres se quejan de que sus hijos viven pegados al móvil y es casi una auténtica batalla el hecho de despegarles de él. Los adolescentes también se han empezado a dar cuenta de que es una adicción, sobre todo cuando han constatado que les falta habilidades a la hora de interactuar socialmente con otros, bajan sus notas, se pelean más con otros...

Nuestros profesionales analizan cada caso y determinan en qué grado está avanzada su adicción, así como el déficit en sus habilidades sociales y determinan el mejor programa para solucionar estos problemas. Algunas veces aconsejarán la terapia en grupo para las adicciones y el curso de habilidades sociales. Así como la guía para padres adolescentes sobre adiciones y habilidades sociales.

 

Depresión

En la adolescencia es característico los cambios de humor frecuentes así como las emociones extremas. Un hecho traumático, el no saber solucionar adecuadamente un conflicto...pueden provocar un sentimiento fuerte de desesperanza que lleve a una profunda depresión. Un desengaño amoroso, la pérdida de un amigo, una frustración en la vida puede ser vivida tan drásticamente que incluso lleguen a intentos de suicido y en algunos casos lo consiguen. Es por tanto, de vital importancia detectar este hecho a tiempo y ponerse en manos de un especialista que le asesore a reconducir su vida.

 

Trastornos de la Conducta Alimentaria

Toda adolescencia lleva implícita una serie de cambios físicos , que muchas veces les cuesta asumir. Así, es posible que en este paso de niños a hombre y de niñas a mujeres, ciertas partes de su cuerpo no sean aceptadas ya que en las mujeres, por ejemplo tienen más caderas y ellas lo pueden percibir como el hecho de estar ganando peso y deciden someterse a dietas estrictas. En otras ocasiones otros factores añadidos, como la ansiedad, el estrés ante exámenes, depresión...les provoca cierta propensión hacia el actor de comer en exceso, cosa que les relaja. Es necesario analizar y evaluar los factores que han podido influir en este tipo de trastorno, así como establecer unas adecuadas pautas de alimentación.

 

Trastorno por déficit de atención e hiperactividad

Este tipo de trastorno esta caracterizado por tres variables: impulsividad, hiperactividad y déficit de atención. Existen dos subtipos principalmente: con y sin hiperactividad y muchos grados. Además pueden estar asociados a otros tipos de trastornos. Por regla general La hiperactividad predominante en la fase de niño, deja paso a una mayor impulsividad. El déficit de atención suele ser más fácil de detectar en esta etapa de la vida, ya que los adolescentes al tener mayor volumen de estudio se percatan de esta dificultan de concentración. Es necesario el trabajo conjunto de neurólogos y psicólogos para un adecuado tratamiento.

 

Altas Capacidades

En muchos casos, no se les diagnostica adecuadamente o no se sabe cómo tratarlos. Pueden llegar a tener síntomas depresivos o de ansiedad, ya que no saben cómo adaptarse al medio donde viven, no tienen los mismos intereses y hobbies que la mayoría de los adolescentes de su edad. Y las clases para ellos pueden llegar a ser tan desmotivantes y aburridas que lleguen al fracaso escolar. Es necesario precisar en qué medida el coeficiente de inteligencia, la creatividad, la producción en la tarea y la persistencia en la misma son consistentes en el adolescente o si estamos hablando de un adolescente brillante o talentoso que destaca en algún área determinada. Para ello realizamos informes precisos y completos. También asesoramos a los padres sobre el modo de tratar a estos adolescentes.

 

Toma de decisiones. Orientación Vocacional

A los adolescentes les cuesta normalmente decidir y hoy en día pasan más tiempo en casa y se exponen a menos situaciones donde tienen que elegir, mucho menos. Pero tienen qué hacerlo y creemos importante que elijan adecuadamente. Para ello tenemos un programa especial en el que desarrollamos su capacidad para tomar decisiones, definición de quién soy yo, autoestima, conocimientos de las opciones reales de trayectoria profesional...

 

 

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.